Sordos y salud

 

♦“El viaje en el país de la sordera, realmente vale la pena”